Vendiendo aire

soyceodemiblog_elreyconeltrajeinvisibleSiempre me ha llamado la atención la frase: “vender aire”. Sobretodo que se diga que los del mundo del marketing nos dedicamos a eso.

Actualmente exise una iniciativa de una chica estadounidense que persigue hacer eso: vender aire. Sí, lo han leído bien… Aire en un frasco. Vosotros pensaréis: ¡Es lo que me faltaba! Que ahora me quieran vender el aire que respiro. No señores, no es el aire normal: es aire positivo. No, no está ionizado con carga positiva, sino se trata de aire lleno de buen rollo.

No sé si recuerdan el cuento El traje nuevo del emperador, escrito en 1837 por el danés Hans Christian Andersen. En él, se contaba la historia de un emperador muy preocupado por su apariencia y sobretodo por su vestimenta. El monarca se encuentra con dos personajes: Guido y Luigi Farabutto, que dicen hacer la tela más suave y delicada que pudiera imaginar. Este material tenía la capacidad de ser invisible para cualquier estúpido o incapaz de su cargo. El emperador ordena y paga una fortuna para que se haga un traje con este curioso tejido, sin saber que el verdadero secreto es que no era ni tela ni nada, sólo aire. El emperador nervioso por el encargo envía a dos personas de su confianza a ver los avances de la vestimenta. Ellos, temerosos de parecer incompetentes a su puesto, confirman al emperador haber visto una obra maestra en costura. Finalmente llega el día en el que Guido y Luigi entregan su trabajo terminado. El gobernante decide llevar la inexistente prenda en un desfile, haciendo alarde de que no era estúpido por no ver la prenda. Lo mismo sucedió con su pueblo que lo veía pasearse, el miedo a contradecir al rey se apoderó de ellos. No fue hasta que un niño grito: ¡Pero si va desnudo! Cuando la gente, y el mismo emperador, se dieron cuenta del engaño.

soyceodemiblog_petrockEsta fábula me recuerda a diversos productos: Por ejemplo el pet rock, ideado por el publicista Gary Dahl. A él se le ocurrió esta idea tras oír a varios amigos quejarse de sus animales de compañía; esto lo llevó a la conclusión de que una roca es la mejor mascota ya que: no lo tienes que alimentar, ni pasear, ni vacunar o limpiar. Dahl inició su proyecto haciendo un manual de 32 páginas de cómo tratar a una pet rock, después seleccionó las rocas y finalmente el packaging (con agujeros para que respirara la piedra). El producto salió al mercado en 1975 y convirtió a su creado en 6 meses en millonario. ¿Cómo una idea tan estúpida puede generar tanto dinero? La respuesta es marketing. ¿Podremos vender algún día mierda pinchada en un palo?

soyceodemiblog_merdadartistaBueno,  en 1961 un polémico artista conceptual italiano se encargó de vender mierda, no en un palo sino enlatada. Mejor conocida como la Merda d’Artista de Piero Manzoni. La idea partía de una mordaz crítica al mercado del arte, donde tan sólo la firma de un artista reconocido hacía que se incrementara irracionalmente la cotización de la obra. Las 90 latas que “creó” actualmente son consideradas objetos de colección y 40 años después se ha llegado a pagar 124.000€ por una de estas piezas de arte.

Ahora volvemos con la chica con la que inicié mi post, sí la que nos quiere vender aire positivo. Sus productos no son más que frascos de aire llenados en sitios donde haya buen rollo, buena vibra (una comuna hippie, monasterios budistas, ermitas ortodoxas, etc). Una vez recolectado esta mezcla de gases se vende a un módico precio. Su idea es que se pueda abrir estos recipientes y soltar el aire positivo en una habitación y llenarla de positivismo. ¿Cuándo fue que los hippies se hicieron capitalistas? En el vídeo que les pongo a continuación, verán la presentación de su proyecto ante diversos inversores de Silicon Valley, esto con el fin de recolectar fondos para iniciarlo.

La presentación, para alivio de muchos era una broma de April’s fool. Rachel Sequoia era una actriz que Trademarkia contrató. Aunque lo curioso del tema es que todo esto puede sonar a una estúpida idea, pero si reflexionáis un momento, es viable.

Existen ejemplos de cómo ideas tan tontas han hecho multimillonarios a sus creadores de la noche a la mañana. La revista Business Insider hacía una lista de 9 ideas ridículas que han hecho ricos a sus creadores. El secreto en la mayoría de estos casos de éxito es que más que una buena idea, hay un buen concepto detrás. La diferencia entre estos dos términos recae en que, si detrás de un producto o servicio hay un buen concepto, será más fácil comunicarlo y después venderlo.

soyceodemiblog_yonshiandsonAunque un producto de cualidades dudosas puede ser vendido fácilmente con una buena campaña de comunicación. Hace poco la agencia catalana On & On partió de este principio para publicitar sus servicios. Si eran capaces de vender una mosca, serían capaces de vender cualquier cosa que sus clientes quisieran. La repercusión que tuvo esta campaña fue bastante importante y se creyó que era cierta. De hecho se decía que habían recibido varios pedidos de moscas.

A veces lo más rentable está en la simplicidad y en lo más obvio. Algo tan sencillo como todos los ejemplos mencionados se le pudo haber ocurrido a cualquiera. La gracia es que fue un emprendedor el que decidió echar andar su idea tonta.

Recordemos que hay un mercado para todo. Quizás no esté en mi círculo de amigos o en mi ciudad, pero alguien en alguna parte del mundo se identificará con ese gran concepto que tienes en mente. Y lo más importante es que, como aquel emperador, pagará por él.

by punkshillo

2 Comentarios

Post en la categoría Cultura, Marketing, Sociedad, Tendencias

2 Comentarios a Vendiendo aire

  1. Ramón

    Interesante post, a mi me también me gusta la frase de “vender humo”, es otra manera de decirlo ;)

    Por cierto, en Japón se vende , es curioso de lo que el ser humano es capaz de vender ;).

    • Jejeje… hombre mira que vender aire/humo cargado de radiactividad tiene su punto :P

      Sí, la expresión de vendedor de humo también la conocía pero usaba la otra por el tema de la hippie capitalista.

      Saludos y gracias por leernos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>